I Am Legend: el estrés del silencio

domingo, enero 27, 2008 | 2 críticas y comentarios »

Describir I Am Legend (Soy Leyenda) es complicado. ¿Es una película de horror? Quizá, pero no tanto. ¿Es una película de acción? Podría ser, no sé. ¿Ciencia ficción, quizá? Hmmm, 'ta difícil. ¿Es una buena película? Sí vale, cómo no, eso sí.

Esta es la tercera versión (la primera con su mismo nombre) de la novela homónima de 1954 por Richard Matheson, una novela que el mismo Stephen King dice que fue su mayor influencia. La primera fue hecha con tres lochas en 1964, contó con la colaboración del mismo Matheson en el libreto y se llamó The Last Man On Earth (El Último Hombre en la Tierra), con Vincent Price; luego vino una un poco más famosa llamado The Omega Man con Charlton Heston, en 1971. Ésta sería un clásico del cine sci-fi, hasta parodiada por los Simpsons en uno de sus especiales de Halloween.

Esta versión de 2007 se apega con mayor fidelidad a la novela original, (aunque en ésta Neville lucha con ajo, espejos rotos y estacas, pues los infectados sí son verdaderos vampiros) y esta vez tiene a Will Smith como protagonista. La historia va así: en 2009, finalmente parece haberse encontrado una cura al cáncer, pero esta cura mutó en un virus que mató al 90% de la población mundial. El porcentaje que sobrevivió mutó en horribles criaturas que no toleran la luz de sol y devoran todo lo que encuentran, incluyendo al pequeño porcentaje que resultó inmune al virus. Entre éstos está Robert Neville (Smith), quien perdió a su familia cuando Manhattan estaba siendo evacuada y cerrada pro cuarentena.

Neville tiene un laboratorio en su casa de Greenwich Village, donde se encierra en las noches para evitar a los vampiros que merodean las calles, tanto humanos como perros, ratas y otros. Está buscando una cura con desesperación, una cura que supongo que pretende meter en el agua o empezar a dispararle a los zombies con dardos. Ha puesto maniquíes en distintos sitios de la ciudad para tratar de vencer la idea de que está solo, algo que contribuye en gran parte a la efectividad de la película. Ver a Manhattan --una ciudad que tuve la oportunidad de conocer hace unos quince años-- absolutamente solitaria y con maleza creciendo por doquier, llena de venados y otras formas animales, es ciertamente sobrecogedor. En muchas oportunidades yo estaba estresado simplemente porque no se oía nada, no se movía nada, y el suspenso de que "algo" podría pasar. Y sólo tiene a su perra Samantha como compañía, su último nexo con su familia perdida y quizá con su propia sanidad.

Es increíble ver cómo Will Smith ha evolucionado con el tiempo, pues ciertamente se ha merecido las críticas positivas que le ha generado su trabajo más reciente. Mi novia decía que llegaba un momento en que simplemente lo querías abrazar de tan solo que se encontraba y se sentía, o lo increíblemente asustado que se oía cuando tuvo que buscar a Sam en un rincón oscuro donde dormían los vampiros. Le da gran fuerza al papel de Neville, es sumamente creíble como un científico serio, y al mismo tiempo es de una humanidad que uno espera de Will Smith.

En un momento de desesperación; Neville está tratando de atropellar a cuantos vampiros pueda y es rescatado por Anna (Alice Braga, sobrina de la legendaria Sonia Braga) una brasileña que viaja con un chico llamado Ethan (Charlie Tahan), quien consiguió a Neville pro sus transmisiones en AM. Ella está buscando una colonia de supervivientes en Vermont, que Neville duda existe. Pero Anna podría ser la solución para terminar de erradicar el virus.

Justo a los diez minutos que estaba terminando, un monigote salió de la sala y gritó el final, que afortunadamente yo no escuché. Pero la verdad no importó. La película quizá no sea un clásico dentro de treinta años como The Omega Man, pero sí funciona. Uno sufre, bien sea de miedo, suspenso o tristeza. Y hay ciertos saltos en lógica (¿cómo llegaron Anna y Ethan y si los puentes a Manhattan estaban destruídos?). Pero la película es buena. Es entretenida. Y hace apreciar la compañía humana, eso sí.

In Memoriam: Heath Ledger

miércoles, enero 23, 2008 | 1 críticas y comentarios »


Hay ciertas noticias que uno siente de cerca aunque sean cosas que no podrían estar más lejos físicamente, gracias a la globalización. Supongo que si es en un campo que uno quiere tanto, como es mi caso con el cine, puede que le afecte aún más. En ese aspecto, la noticia de la muerte de Heath Ledger me ha pegado como si fuera un amigo cercano el que se ha ido.

Ledger fue encontrado por su ama de llaves y masajista, desnudo y boca abajo, al pie de su cama en el apartamento de SoHo, en Nueva York, ayer en la noche. Se encontró una botella de pastillas para dormir cerca, pero hasta que los resultados de la autopsia salgan hoy, el suicidio es sólo una hipótesis. Lo cierto es que la noticia cayó como un enorme balde de agua fría en la comunidad hollywoodense, pues Ledger se une a ese grupo de estrellas en ascenso como James Dean y River Phoenix cuya luz se apagó muy tempranamente.

Su nombre completo era Heathcliff Andrew Ledger, y nació el 4 de abril de 1979, en Perth, Australia, de Sally y Kim Ledger, el único varón de 4 hermanos. Sus padres se divorciaron cuando él cumplió 10 años, y casualmente ese mismo año obtuvo su primer papel actoral, en una producción de Peter Pan en su colegio. A los 16 dejó el colegio y se mudó a Sydney para enseriarse como actor, consiguiendo su primer trabajo en una serie de televisión llamada Roar en 1997.

Su primer papel en Hollywood fue en la comedia 10 Cosas Que Odio De Ti, una versión de adolescentes de la obra La Fierecilla Domada de William Shakespeare, como un rebelde que es pagado para conquistar a la indómita Julia Stiles. Como era de esperarse, por sus apuestas facciones, le llovieron los papeles para más películas de este estilo, pero Ledger prefirió esperar. Pagó un precio alto, pues dejó de trabajar por tanto tiempo que tuvo que pedirle prestado a su agente por un bien tiempo.

La redención le llegó cuando audicionó para El Patriota, la épica cinta de la Guerra de Independencia de Estados Unidos donde interpretó al hijo de Mel Gibson. El trabajo le llamó la atención a muchos, y en seguida Ledger se encontró protagonizando A Knight's Tale (Corazón de Caballero), una mezcla de acción y comedia que resultó un éxito de taquilla. Luego vendría su papel en el drama Monster's Ball (El Pasado Nos Condena), donde hacía del atormentado hijo de Billy Bob Thornton. Después su actuación siempre encontró un buen lugar con la crítica, aún cuando sus películas no: The Four Feathers, Ned Kelly, The Order, The Lords Of Dogtown y The Brothers Grimm (ésta última dirigida por Terry Gilliam y coprotagonizada por Matt Damon) no fueron bien recibidas en la taquilla.

Pero el verdadero momento de gloria fue cuando se metió en la piel y alma de Ennis Delmar, el atormentado vaquero de Brokeback Mountain, de Ang Lee. Ledger describió a su personaje como"un hombre homofóbico que está enamorado de otro hombre", y ese conflicto interno logró hacer ver su talento. Las críticas positivas le llovieron encima, y si Phillip Seymour Hoffman no se hubiera transformado en Truman Capote, Ledger habría ganado ese OScar al que estuvo nominado en 2005.


Como prueba de que seguiría trazando su propio camino, Ledger interpretó en 2006 a un poeta adicto a la heroína en el drama romántico Candy, y fue una de las siete versiones de Bob Dylan (junto a Cate Blanchett, Richard Gere, Christian Bale, Ben Whishaw y el niño Marcus Carl Franklin) en el extraño fim I'm Not There. Y todos (bueno, al menos yo) estábamos esperando con ansias ver cómo Ledger no tuvo miedo de asumir una figura tan icónica como el Guasón para alejarse completamente del personaje redescubierto por Jack Nicholson y convertirlo en un auténtico demonio, si lo que se ve en el trailer de Dark Knight es verdad. Ledger habría descrito al personaje como "un payaso sicópata, asesino en serie y esquizofrénico con cero empatía" y le costaba dormir por interpretarlo. Ahora, aunque aguardo la película con las mismas ansias, razón tiene el amigo John Manuel Silva al decir que será bien triste verla y saber que (si su nueva película no es estrenada) será la última vez que veremos a Ledger en pantalla.

Para el momento de su muerte, Ledger estaba trabajando en otra película dirigida por Terry Gilliam llamada The Imaginarium of Doctor Parnassus, pautada para su estreno en 2009. Obviamente no se sabe el destino de la película, pero espero que sea más al estilo de lo que hicieron para El Cuervo luego de la muerte de Brandon Lee que lo que trataron de hacer con Wagons East cuando murió John Candy y era evidente cuándo usaban otro actor.

Ledger era, por lo que he leído de las reacciones de sus vecinos en el artículo del New York Times, un tipo sencillo, amable y cálido pero que comandaba una silenciosa autoridad en su trabajo. Muchos lo veían caminando cargando a su hija Matilda, producto de su relación con la también actriz Michelle Williams, a quien conoció durante el rodaje de Brokeback Mountain. Cuando se llevaron su cadáver, ya había un buen grupo de personas parados en silencio para presentar sus respetos al actor. Las últimas informaciones inidcan que la autopsia no fue concluyente y se necesitarían más pruebas; tendrán más noticias en diez días.

Es una tragedia cuando un joven talento se pierde, más aún si en efecto se confirma que fue por su propia mano. Uno simplemente quiere lanzarle una botella, por haberse muerto como un pendejo. Pero la realidad es que nadie sabía que Heath Ledger estaba pasando por problemas --su propio padre llama la muerte "accidental". Por lo visto, Ledger estaba solo en el apartamento y no hay señales de pelea ni nada. Sea lo que sea, el hecho es que nosotros los cinéfilos nos hemos quedado sin un gran talento, su familia y amigos se han quedado sin una buena persona, y Matilda se ha quedado sin su pare. Es una tragedia, pura y sencilla, y desde aquí le mando mis condolencias a todos los involucrados.

Y a ti, Heath, espero que en muerte consigas la paz que no conseguiste en vida. Descansa en paz.

Ledger en celuloide.net:
Brokeback MountainLa helada soledad que permea Brokeback Mountain, el western épico de Ang Lee, es tan profunda como la desoladora historia de estos dos vaqueros que se enamoran casi por accidente. Una noche la fogata de su campamento se apaga y el frío mordiente los lleva a acurrucarse juntos en la misma carpa, donde una chispa repentina surge entre Ennis Del Mar (Ledger) y Jack Twist (Jake Gyllenhaal) y se convierte en una llama eterna. 

I'm Not ThereLa cultura mediática moderna se nutre del tráfico de identidades falsas. En ese mundo, el mejor artista también será, casi como un axioma, el fraude más grande. Y repasando los últimos 50 años, es difícil encontrar a nadie con una mayor habilidad para sintetizar la autenticidad — para darle a sus identidades en serie el timbre de la verdad revelada y esotérica — que Bob Dylan. Entre sus muchos logros, I'm Not There explota como con una bomba Molotov la fachada de la fábrica de biópicas de Hollywood, desmontado los supuestos literales y anti-intelectuales que guían hasta la más admirativa exploración cinematográfica de la vida de los artistas. 


Heath Ledger
(1979 -2008)

Fuentes: Internet Movie Database, The New York Times, Wikipedia, Yahoo! News

Oscar está llegando

martes, enero 22, 2008 | 3 críticas y comentarios »

Hace pocos minutos, acaban de anunciar los nominados a los premios de la Academia, a ser entregados --si la huelga de los escritores lo permite-- en la 80ª Ceremonia Anual de los Oscar el 24 de febrero. Hay ciertas sorpresas, sin duda, pero más por los ignorados que por los nominados. Aquí les mando la lista y unos comentaritos y quejas.


MEJOR PELÍCULA ANIMADA

  • Ratatouille
  • Persepolis
  • Surf's Up
MEJOR ACTRIZ DE REPARTO


  • Cate Blanchett - I'm Not There
  • Tilda Swinton - Michael Clayton
  • Ruby Dee - American Gangster
  • Saoirse Roman - Atonement
  • Amy Ryan - Gone Baby Gone
MEJOR ACTOR DE REPARTO


  • Casey Affleck - The Assasinatiojn of Jesse James by the Coward Robert Ford
  • Javier Bardem - No Country For Old Men
  • Phillip Seymour Hoffman - Charlie Wilson's War
  • Hal Holbrook - Into The Wild
  • Tom Wilkinson - Michael Clayton
MEJOR ACTRIZ


  • Cate Blanchett - Elizabeth: The Golden Age
  • Julie Christie - Away From Her
  • Marion Cotillard - La Vie En Rose
  • Laura Linney - The Savages
  • Ellen Page - Juno
MEJOR ACTOR


  • George Clooney - Michael Clayton
  • Daniel Day-Lewis - There Will be Blood
  • Johnny Depp - Sweeny Todd: The Demon Barber of Fleet Street
  • Viggo Mortensen - Eastern Promises
  • Tommy Lee Jones - In The Valley of Elah
MEJOR DIRECTOR


  • Julian Schnabel - Le Scaphandre et Le Papillon
  • Ethan y Joel Cohen - No Country For Old Men
  • Paul Thomas Anderson - There Will Be Blood
  • Tony Gilroy - Michael Clayton
  • Jason Reitman - Juno
MEJOR PELÍCULA


  • Michael Clayton
  • There Will Be Blood
  • No Country For Old Men
  • Juno
  • Atonement
Ahora sí me duele no haber visto Michael Clayton cuando estaba en cartelera. ¡Tengo que correr!

Cualquier comentario que les haga será por ver lo que he leído y visto en los medios e Internet, pues con excepción de Michael..., ninguna está en cartelera aún.

Las cinco nominadas no son ninguna sorpresa, pues las cinco han sido tanto éxito de crítica y de taquilla. La pelea final, si he de creer las especulaciones, será entre la muy light Juno (la historia de una adolescente embarazada que busca un hogar para su bebé) y bien sea la impactante There Will Be Blood (la historia de un magnate petrolero a lo largo de los años) o la ígualmente fuerte No Country For Old Men (la aventura de un hombre que consigue una maleta llena de dólares y el asesino a sueldo que lo persigue).

Los apluasos son en la competencia por Mejor Actor de Reparto. Uno grande para Casey Affleck, que tuvo un muy bien criticado año con la actuación dirigida por su hermano Ben, Gone Baby Gone, y este drama épico donde interpreta al asesino del legendario ladrón de bancos. Pero todas las apuestas van por Bardem y su estremecedor asesino a sueldo en No Country For Old Men, lo que sería un hito para actores de habla hispana.

Cate Blanchett me impresiona por recibir dos nominaciones, tanto como actriz de reparto como actriz principal. Y lo divertido es que el de principal lo recibe por un papel que ya hizo hace dos años: el de la reina Isbael I, pero esta vez en Elizabeth: The Golden Years. Pero ganará en la categoría de actriz, pues su interpretación de Bob Dylan en la extrañísima pero laudeada biografía del cantante I'm Not There. Acuérdense de mí. Claro, sería mejor SI VIÉRAMOS LA PELÍCULA.

En los actores, bien por Johnny Depp por lograr la nominación de nuevo por un extraño y colorido personaje, como lo es el barbero asesino en el tenebroso musical de Tim Burton. Y fui muy agradablemente sorprendido por las nominaciones de George Clooney y, sobre todo, Viggo Mortensen, en una película ampliamente ignorada como fue Eastern Promises. Pero la crítica se ha volcado unánimemente a apoyar a Daniel-Day Lewis como el amargado empresario petrolero en There Will Be Blood. Ya asustó con su papel en Pandillas de Nueva York y ya se ganó un Oscar por Mi Pie Izquierdo. Este hombre es una montaña de actuación y se merece otro Oscar, algo que digo aún SIN HABER VISTO ESTA PELÍCULA.

En total, There Will Be Blood y No Country... reciben ocho nominaciones cada una, Michael Clayton y Atonement reciben siete y Juno cuatro.

¿La gran ignorada? Into The Wild, de Sean Penn. Sólo una nominación: el veterano Hal Holbrook como actor de reparto. No hay nada para la adaptación del libro, nada para el actor Emile Hirsch, nada para Sean penn como director, mucho menos como Mejor Película. Ni siquiera la canción "Guaranteed", el laureado tema de Eddie Vedder que sí le valió un Globo de Oro. ¿Demasiado deprimente? ¿Las posiciones políticas de Penn? Porque tampoco fue que hizo mal en la taquilla del norte, por lo visto. Quién sabe... quizá SI VIÉRAMOS LA PELÍCULA...

También se esperaban nominaciones para Denzel Washington y Russell Crowe por American Gangster, quizá una para su director Ridley Scott, pero nada. Si pudiéramos al menos VER LA PELÍCULA... La lista de ignorados continúa: James McAvoy y Kiera Knightley en Atonement; Catherine Keener en Into the Wild; el mismo Josh Brolin en No Country For Old Men... Hasta Zodiac, la película de David Fincher que yo cada vez más estoy tentado a volver a ver en esperanza de que vea lo que María Eugenia Niño de celuloide.net, el amigo John Manuel Silva y tantos otros vieron que yo no, ha logrado que algunos críticos clamen injusticia, tanto por ignorar a Fincher como director y a Robert Downey, Jr., como actor.

Y estoy seguro que muchos lamentamos que Postales de Leningrado no lo lograra. Yo sé que lo que les digo, a nosotros nos empavaron desde que ignoraron Secuestro Express.

No es un secreto que muchos están preocupados por el destino de la transmisión de la ceremonia, pautada el 24 de febrero por CBS en EE. UU., por TNT en Latinoamérica y Venevisión en Venezuela, debido a la huelga de los escritores. Muchos artistas --como Tom Wilkinson y Viggo Mortensen-- ya dijeron que no cruzarán las líneas de protestas para asistir a la ceremonia, aunque Mortensen es optimista y cree que la huelga se levantará antes de ese día. Ciertamente, el acuerdo que llegaron los productores con el Sindicato de Directores de América es motivo de esperanza. Amanecerá y veremos, ¿no?

Bueno, mientras tanto por estos lados, a esperar, y a ligar que estrenen estas películas. Mientras, corro a alquilar Michael Clayton.

Revisa la lista completa de nominados al Oscar en la página oficial de los Premios de la Academia.

Viaje al alquiletero: Hurricane

miércoles, enero 16, 2008 | 3 críticas y comentarios »


Ahora este humilde espacio para cinéfilos tiene su primera sección, "Viaje al alquiletero", donde les recomiendo unas películas que quizá no conozcan o no recuerden y que tengan en cuenta a su próxima visita a la tienda de alquileres. Como siempre, recomendaciones son bienvenidas.

Por cosas de la vida, estaba oyendo una canción de la leyenda musical Bob Dylan llamada "Hurricane" de 1976, de su álbum Desire. Dylan la escribió después de leer The Sixteenth Round (El Decimosexto Round) y conocer a su autor, el ex boxeador Rubin Carter. Carter había estado preso en ese entonces, y le envió el libro a Dylan por el compromiso de éste por la defensa de los derechos civiles, y quería que conociera su caso. Luego de leer el libro y visitar a Carter en la cárcel, se puso a escribir la canción. Eso me recordó una película que siempre he querido volver a ver e incluso tener, The Hurricane (2000), que trata toda la historia de Carter, destacando, claro está, el tema de Dylan (que además tiene una versión hecha por The Roots en su banda sonora).
La película está dirigida por Norman Jewison, quien estaba preparando la película sobre la vida del líder negro Malcolm X, hasta que Spike Lee le dijo que un hombre blanco no debería mostrar esa historia. Jewison se hizo a un lado, pero se dedicó a hacer The Hurricane. Y Denzel Washington terminó trabajndo en ambas, y por las dos recibió una nominación al Oscar como mejor actor.
Rubin Carter era un talentoso boxeador de peso mediano que parecía encaminado a grandes cosas, hasta que fue encarcelado por un homicidio triple en Patterson, New Jeresey, en 1967, en un juicio lleno de inconsistencias y, al menos si creen lo que sale en la película, mucho racismo. Aunque ciertamente era un hombre violento, nunca se demostró que fue el que mató a las tres personas en el bar, y la forma en sobrevivió fue rehusándose a usar el uniforme de preso y escribir su libro. Ese libro fue comprado y leído por un adolescente originario de New Jersey, Lesra Martin, que inspiró a su familia adoptiva a hacer un nuevo caso.
Washington logra transmitir tanto la personalidad volátil del joven Carter como su callada dignidad mientras está preso con una convicción increíble; esta es una de su mejores actuaciones que debió ser premiada. El guión, de Dan Gordon, es un poco flojo al principio, pero empieza a agarrar impulso a partir del segundo acto, y en más de una ocasión estarán llorando mares.
Esta película es para verla una y otra vez, si no por seguir una vida interesante, sí por ser inspirados por la grandeza del espíritu humano. Las palabras de Carter lo describen todo: "El odio me encarceló. El amor me sacará." Véanla, y después me cuentan.

¿Globos? ¿Dónde? ¿Y cuándo?

martes, enero 15, 2008 | Comments

El domingo fue un día extraño. Normalmente el lunes ya habría despertado diciéndoles lo que opinaba de los Globos de Oro, y tratando de predecir qué pasaría, basado en eso, para el Oscar. Pero resulta que ni ganas me dieron. No sé si era por el sueño, la flojera, o el hecho de que la "ceremonia" debe haber sido más ladilla que ver la pintura secarse.

Como probablemente ya saben, el Sindicato de Escritores de América (WGA, por sus siglas en inglés) ha estado en huelga desde el 5 de noviembre de 2007, contra la ALianza de Productores de Película y Televisión (AMPTP), exigiendo mayores compensaciones por ventas de DVD y medios nuevos (descargas de Internet, por ejemplo). La AMPTP es la que ha parecido ser la intransigente en este aspecto, más aún (además del comentario de uno de sus negociadores: "No negociaremos con una pistorla en la cabez. Eso es simplemente estúpido", refiriéndose a la huelga) cuando muchos programas no han podido iniciar sus temporadas. Y los Globos de Oro han sido la primera víctima, cuando CBS decidió suspender la transmisión televisada. Lo irónico es que la huelga se dio unos meses después de que se diera
un nuevo contrato para darle más poder a los guionistas. ¿Qué pasó? ¿Pasando demasiada hambre? ¿O no alcanzaron los reales para un Mercedes nuevo?

Si me quitan la ceremonia del Oscar, me verán que soy el primero que corre a Hollywood y darle un palo a los dos lados para que empiecen a hablar. La huelga anterior de la WGA duró casi 22 semanas y le costó al mundo del entretenimiento el equivalente a 870 millones de dólares. Ya esta lleva más de 10 semanas. Y no se ve un final cercano en ningún momento. Y el OScar es el 24 de febrero. ¡Apúrenseeeee!

Bueno a lo que vamos. Ganadores hubo, sin embargo, y el mundo de habla hispana se alegra de que Javier Bardem se haya alzado con su primer Globo (mejor actor secundario, drama) por su papel de asesino a sangre fría en la aclamada cinta de Joel y Ethan Cohen No Country For Old Men. Bien por Javier; es algo que creo que se merecía desde Mar Adentro. Incluso desde Antes Que Anochezca.


El Globo al mejor actor secundario (drama) fue para Daniel Day-Lewis, en la dura There Will Be Blood, de Paul Thomas Anderson (Magnolia). La mejor actriz dramática resultó ser Julie Christie por su papel de enferma de Alzheimer en Away From Her. Cierra el grupo de actores dramático el increíble papel de Cate Blanchett, haciendo --si pueden creerlo-- de un joven Bob Dylan en I'm Not There. Sí, en serio.

Del lado de las comedias y musicales, se hizo justicia, al darle a Johnny Depp lo que no le dieron por crear a Jack Sparrow: el premio al mejor actor por Sweeney Todd, el siniestro musical sobre el barbero asesino de Tim Burton. Mejor actriz fue la francesa Marion Cotillard por La Môme, la biografía de la cantante Edith Piaf.

Los directores fueron quizá la mayor sorpresa. Entre Tim Burton, los hermanos Cohen y Ridley Scott (estaba con American Gangster), además de Joe Wright (Atonement) quien ganó fue Julian Schnabel (casualmente el de Antes de Que Anochezca), por su The Diving Bell and The Butterfly (Le Scapahndre et Le Papillon), otro biopic (que además ganó como Mejor Película Extranjera), este sobre la vida del editor de la revista Elle Jean-Dominique Bauby, quien sufre una paralización casi total después de un derrame, con sólo el ojo izquierdo manteniéndose funcional.

En cuanto a las películas, el épico drama inglés Atonement, de Joe Wright, ganó como Mejor Película Dramática, y la misma Sweeney Todd ganó en la de Musical o Comedia. Y por supuesto, Ratatouille ganó como Mejor Película Animada. (La lista completa puede ver en Blog de Cine o en IMDB, si quieren además ver los ganadores en televisión.)

¿Notan algo en común de todas estas películas?

"Sí, Juan: ninguna ha sido estrenada por estos lados (excepto Ratatouille)."

Cooorrectoooo...

Es el eterno drama para el que se quiere mantener un cinéfilo puro en este país: las mejores películas llegan muy tarde. Supongo que después del 22 de enero, cuando anuncien las nominaciones al Oscar, las empezarán a estrenar. Bardem parece ser el Jamie Foxx de este año, donde todo el mundo asume que va a ser nominado y ganar. Pero siempre hay que contar con Denzel Washington (American Gangster) y George Clooney (Michael Clayton), y por supuesto el Globo de Oro le da mucho chance a Day-Lewis para su segundo Oscar (Mi Pie Izquierdo fue el primero). Pero saben...

...es como dífícil comentar con seriedad si NO HE VISTO LAS COCHINAS PELÍCULAS.

Unos afichitos

viernes, enero 11, 2008 | 2 críticas y comentarios »

Vamos a poner a funcionar este blog como debe ser. Estuve "stumbleando" y me tropecé con algunos afiches de películas que se vana estrenar este año. Sólo les doy un abreboca.

En primer lugar, tenemos a Hancock, la historia de un super héroe que está pasando por una crisis personal. No incluí ésta en mi lista para ver en el 2008, y lo considero una transgresión: esta película se ve realmente divertida, por lo que vi en el trailer. Y vamos a estar claros, díganme una película de Will Smith que de verdad sea mala.

Luego, una vez más, el niño que hay en mí grita "¡SÍIIIII!". Contemplad, oh hijos de Spielberg, el afiche para Indiana Jones: The Kingdom of The Crystal Skull. El mismo autor de las otras dos lo ha vuelto a hacer. Daaaamn....

No podía faltar la madre de las películas para este verano: The Dark Knight. Gente, si no han visto el trailer todavía, búsquenlo. Es más, véanlo aquí. Heath Ledger les va a dar pesadillas como el Guasón, se los digo. Esta va a ser grande, grandiosa, increíble.

Y por último, una muy agradable sorpresa, pero ya para 2009 (¿no es como demasiado empezar a anunciar una película dos años antes?), hay una película cuya primera versión hizo famoso a un cierto "Governator" hace más de veinte años. Para que lo sepan, el personaje en cuestión está basado en un antiguo cómic de Robert E. Howard, y aparentemente será más fiel al cómic que las dos primeras, buenas como son. Ojo, no hay director, no hay actores, y parece que no hay guión. Ah, pero ya tenemos un afiche. Las divertidas ironías. ¿Ya saben cuál es?

¡QUIERO IR AL CINE!





Bee Movie: Dulce disparate

miércoles, enero 09, 2008 | Comments

Si usted sabe bien quién es Jerry Seinfeld, entonces seguramente tiene acceso al cable, pues el coemdiante no es muy conocido fuera de Estados Unidos, aún cuando es uno de los mejores pagados de la historia y su serie ha sido consistentemente considerada una de las mejores de la historia. Luego que Seinfeld (la serie) terminara hace casi diez años, Seinfeld (el comediante) entró en una especie de receso, donde sólo hacía apariciones espontáneas, tanto en el escenario como en algunos programas de televisión. Y al fin, en noviembre de 2006, volvió con todo con La Historia De Una Abeja, cinta animada que produjo, co-escribió y "protagonizó". Y les digo, bien valió la espera.

La cinta cuenta la historia de Barry Benson (Seinfeld), una abeja obrera que se acaba de graduar de la universidad y no está precisamente feliz que su única elección en la vida sean variaciones de hacer miel. Cuando sale a explorar el mundo, una amable florista llamada Vanessa (Renée Zelwegger) lo salva de ser aplastado y, contra todas las reglas, entablan una amistad. (Ah sí, als abejas saben hablar nuestro idioma. Pasa que lo tienen prohibido. ¿Qué, y tal, no sabían?)

Barry también descubre con horror que los humanos comen miel a su antojo, incluso en distintas marcas. Y toma la única decisión viable: decide demandar a la raza humana por robo. Y de ahí en adelante, el paseo está a veces tan lleno de geniales absurdos que es imposible no enamorarse de esta película.

Muy al estilo de la otra película animada de Dreamworks que muestra prominentemente un ogro verde, La Historia De Una Abeja apela a toda la familia sin idiotizar a los niños ni aburrir a los adultos. Hay suficientes elementos educativos para usar la película como material educativo en clase de Biología, pero hay escenas sencillamente de no perderse. Toda la escena del juicio es perefecta en humor, además del viaje pegado al parabrisas de un carro.

Y por si fuera poco, por exclentemente doblada que esté, el elenco de voces en inglés es una razón para alquilar o comprar el DVD cuando salga: además de Seinfeld y Zelwegger, están Matthew Broderick, Kathy Bates, Barry Levinson (sí, el director de Tootsie y Rainman), Patrick Warburton, Chris Rock, John Goodman, Rip Torn, Megan Mullaly (¿se acuerdan de Karen, la de Will & Grace?) y apariciones breves de Ray Liotta, Sting, Chris Rock y Oprah Winfrey.

En Estados Unidos, ésta fue la única película que salvó un otoño absolutamente tibio, aún con pesos pesados como La Brújula Dorada y El Hermano de Santa que resultaron un fracaso. Y bien vale la pena. Es un guión bien escrito, con el clásico estilo de Seinfeld adaptado a todo público (tanto en edad como internacional). Cierto, en muchos casos haye scenas que como que se prolongaron demasiado (la del baño, por ejemplo), pero son pequeños baches en el camino. De verdad, véanla.

Revisa qué más se dice por ahí

Creative Commons License
El Cine Tuyo, Mío y Vuestro by Juan Carlo Rodríguez is licensed under a Creative Commons Atribución-Sin Obras Derivadas 3.0 Unported License.
Based on a work at jaycersworld.blogspot.com.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://jaycersworld.blogspot.com. Clicky Web Analytics